CZwImymWwAAbk_T

“Hoy es mi cumpleaños” Un día como hoy hace 43 años llegaba al mundo.

Como de costumbre he recibido numerosas felicitaciones no sólo de amigos y familiares si no también de compañías con las que en algún momento he tenido un intercambio y me ha hecho reflexionar acerca de la celebración en sí y de lo que la rodea.

Dentro de las comunicaciones recibidas, destaco unas que aprovechan el contacto con el cliente para ofrecer un descuento (las más frecuentes) y otras que contactan con idea de aportar valor en este momento de contacto (las menos frecuentes).

Un ejemplo del primer tipo, es la recibida del hotel 1898 de Barcelona que además aprovecha la ocasión para proponerme un 20% de rebaja en estancias futuras:

Sin título

Un ejemplo del segundo tipo es lo que hace ING Direct en su comunicación, original, directa, sencilla y personal:

 

email_cumple01

 

 

Revisando estas felicitaciones, se me plantean cuestiones como: ¿Es relevante la fecha del cumpleaños?¿Es la mejor forma de comunicarse con el cliente? ¿Porqué lo celebramos?

Psicológicamente, parece ser que celebrar nuestro cumpleaños es beneficioso: la mayoría de edad, las décadas, etc. Para algunas personas, es muy importante no sentirse olvidadas en este día. Y es que este acontecimiento se compone de diferentes dimensiones: se trata de una fiesta personal, de una excusa para llevar a cabo una celebración y para consolidar el “yo”.

Además, según Christian Heslon, el cumpleaños es una festividad principalmente femenina. Es una referencia a la procreación, a los encuentros familiares y a las fechas que se repiten de manera periódica. Por esta razón, nosotras sentimos una mayor necesidad de celebrar los cumpleaños que los hombres. Y es que las diferencias de género, en ésto, también son importantes y no creo que se tengan muy en cuenta a la hora de crear experiencias en torno al cumpleaños por parte de la mayor parte de las compañías.

Precisamente, hablando sobre diferencias entre la experiencia de hombres y mujeres intervengo en la próxima publicación de Alexia de la Morena que será presentado en estos días, por si estáis interesados en estos temas.

Y ¿celebrar el cumpleaños ayuda a aceptar mejor el paso del tiempo? En ciertas condiciones, explica Christian Heslon, celebrar el cumpleaños ayuda efectivamente a envejecer mejor o, en todo caso, a aceptar mejor el paso del tiempo y a acercar la edad subjetiva (la que sentimos) a la edad cronológica (la real).

También el tema del paso del tiempo, será el protagonista de mi próximo libro Forever Young Strategy que está a punto de dar a luz, donde profundizo además en la fórmula secreta para tener una impronta de juventud a pesar de los años, tanto an nivel personal como a nivel organización empresarial.

Está claro que en nuestra cultura es una fecha significativa y que es una oportunidad para que las empresas generen un vínculo afectivo con sus clientes. Sin embargo, echo de menos algo más de innovación emocional al respecto. Os animo a diferenciaros también en este sentido!!

 

Suscríbete a mi blog
1028930547Call Now Button
Translate »

¿Quieres estar al día de lo que escribo en Meet Alfaro?

Suscríbete y recibe en tu email el aviso de mi último artículo publicado

Gracias, Te has suscrito correctamente.

Abrir chat
1
Hola, espero estés teniendo un FANScinante día, ¿cómo puedo ayudarte?

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra Política de Privacidad Más información

Esta Web utiliza cookies propias y de terceros, para realizar el análisis de la navegación de los usuarios.. Puedes cambiar la configuración u obtener más información Ver política de Privacidad y Cookies

Cerrar